Compartir

El secretario de Gobierno de la Municipalidad de Comodoro Rivadavia, Claudio Jurdana, desmintió la información que daba cuenta de la suspensión de los controles de alcoholemia que se realizan habitualmente en la ciudad, debido a inconvenientes que se habrían suscitado en el corralón municipal en lo que respecta a falta de espacio para secuestrar nuevos vehículos.

“La mala noticia es esta, que van a seguir habiendo controles como se han hecho consecuentemente todas las semanas. Es una parte de la política que ha implementado el intendente Di Pierro que tiene que ver con controles nocturnos y tareas de prevención. Esto es un tema estructural que nos pasa”.

En tal sentido, Jurdana reconoció que el subsecretario de Control Operativo, Ricardo Murcia, “mencionó que sí” se había cerrado el corralón por falta de espacio. Sin embargo, aclaró que “obviamente, ingresan y salen vehículos a medida que la gente va y paga en el Tribunal de Falta. Obviamente hoy ya hay espacio para seguir haciendo los controles. Eso en el transcurso de la semana se acomoda”.

“Van a seguir habiendo controles, son una política que ha implementado Néstor Di Pierro y hasta que no diga otra cosa, se van a seguir haciendo”, dijo.

POLEMICA POR EL SUPUESTO CIERRE

Ayer el subsecretario municipal de Control Operativo, Ricardo Murcia, dio a conocer que por falta de espacio se había cerrado el corralón municipal. Confirmó también que esto obligó a suspender todos los controles vehiculares de alcoholemia ya que ante el secuestro de algún automotor no hay dónde depositarlo tras su acarreo por parte de la grúa.

“Me llegó una notificación del corralón; me informaron que no habría lugar. Tuvimos un caso en donde detectamos un auto sin seguro ayer y nos quedamos ahí porque no podemos secuestrarlo”, explicó.

“Esto es algo complicado porque mañana viene alguien sin seguro, lo paro, y si te dejo seguir conduciendo… ¿quién es responsable? ¿O que pasa si una persona alcoholizada protagoniza un accidente? Acá hay una implicancia legal grave”, agregó ejemplificando la situación.

Sin embargo, esta mañana, fue desmentido por el secretario de Gobierno, Claudio Jurdana, por lo que los controles seguirán durante los fines de semana. Desde la municipalidad comunicaron que se logró recuperar parte del espacio en el corralón ocupado a partir de tareas de limpieza y prensado. No obstante, la capacidad del lugar está limitada debido a que hay una gran cantidad de infractores de tránsito que no pagan sus multas ni retiran sus vehículos.

Compartir