Compartir

El equipo de Gonzalo García se impuso con total autoridad ante el “cervecero” que no pudo contar con Walter Baxley y Luca Vildoza, ambos descompuestos. El goleador del partido fue el alero Federico Aguerre, quien marcó 36 puntos. Mañana se jugará el segundo partido también en Comodoro Rivadavia.

Gimnasia Indalo logró anoche una sólida victoria como local sobre Quilmes de Mar del Plata por 87 a 69 en la primera final –serie al mejor de cinco partidos- de la Conferencia Sur de la Liga Nacional de Básquetbol.

El encuentro, que se jugó en un colmado Socios Fundadores, fue arbitrado por Fernando Sampietro, Fabricio Vito y Rodrigo Castillo, y tuvo parciales por cuarto de juego de 23-16, 43-31 y 63-47.

De esa manera, el equipo de Gonzalo García, que anoche jugó sin el pivote Pablo Orlietti, se puso 1-0 en la serie, para llegar de la mejor manera posible para el segundo partido que se disputará mañana, también en Comodoro Rivadavia.

Anoche todo fue del “Verde”. Con un trabajo en defensa muy inteligente y con una noche tremenda del alero Federico Aguerre –autor de 36 puntos-, Gimnasia Indalo fue lentamente edificando un triunfo que en ningún momento vio peligrar.

El base Nicolás De Los Santos tuvo una impecable labor, lo mismo que el capitán Diego Cavaco, que si bien no marcó puntos, fue importante a la hora de defender. El escolta Leonel Schattmann también colaboró en el triunfo con 11 tantos, mientras que Samuel Clancy aportó 15 tantos y el base Santiago Scala colaboró con 13 unidades.

Otro gran trabajo del equipo llevó a que Gimnasia Indalo se quedase con un sólido triunfo ante el “cervecero” que sintió las ausencias de dos jugadores importantes: su goleador Walter Baxley y el base Luca Vildoza, ambos descompuestos, pero que seguramente podrán reaparecer mañana. En el «cervecero» se destacaron Diego Romero (15) y Lucas Ortiz (14).

De esa manera, el “Verde” se quedó con el primer punto de la serie y espera con el ánimo en alto para cuando se juegue mañana el segundo partido que de ganarlo, lo dejará a las puertas de llegar a la final de la Liga Nacional.

Compartir