Compartir

El accidente se registró ayer por la tarde en medio de una fuerte llovizna y en un sector poco iluminado de esa ruta. El conductor de una Ford F 100 que descendía hacia el barrio San Cayetano impactó contra un Chevrolet Sonic. El auto fue arrastrado varios metros y los bomberos tuvieron que rescatar a su conductora, quien fue hospitalizada con posible fractura de fémur. Ambos automovilistas iban sin acompañantes.

Un nuevo y grave accidente se registró en el camino Roque González, donde una mujer tuvo que ser rescatada por bomberos voluntarios que trabajaron varios minutos para destrabar una de sus piernas que estaba aprisionada entre los hierros retorcidos de su vehículo.
Ya el jueves hubo un choque seguido de vuelco cuando el conductor de un Chevrolet Corsa habría estado corriendo «picadas» con otro vehículo.
De acuerdo a los datos recabados por El Patagónico, el accidente de ayer se registró alrededor de las 19 en una de las curvas de acceso al mencionado camino que une los barrios San Cayetano y Saavedra. En esos momentos caía una intensa llovizna sobre la cinta asfáltica, lo que habría influido en el siniestro vial.
Una Ford F-100 –dominio ICM 353– era comandada por Renzo Adrián Mottino, quien iba sin acompañantes y descendía en sentido al barrio San Cayetano. En tanto, un Chevrolet Sonic –patente MZN 578– era guiado por María Inés Troncoso, de unos 58 años, quien también iba sin acompañantes. Se dirigía en sentido contrario a la camioneta, es decir, hacia Saavedra.
El propio Mottino explicó a este diario que su rodado comenzó a deslizarse sin poder detenerlo, se cruzó de carril y chocó contra el automóvil. La fuerza del impacto hizo que arrastrara al Sonic varios metros hasta sacarlo de la cinta asfáltica.
El auto terminó destruido y con su conductora atrapada en el habitáculo.

CONDUCTORA ATRAPADA
Ante tal panorama tuvo que concurrir la unidad de rescate de los bomberos voluntarios. El personal tuvo que utilizar las pinzas expansores para cortar las dos puertas del lateral izquierdo del rodado. Es que Troncoso tenía atrapada la pierna izquierda debido a que ese sector del auto recibió el impacto.
Una vez que los voluntarios liberaron el miembro inferior de la mujer, la subieron a la ambulancia y fue trasladada de urgencia en medio de un importante operativo. La lluvia no cesaba y distintos patrulleros abrieron camino a la unidad sanitaria hasta que hizo su ingreso a la guardia del Hospital Regional.
La policía de la Seccional Sexta, la Policía Científica y personal municipal de Tránsito trabajaron en el lugar con las distintas actuaciones y el secuestro de los vehículos.
Fuentes oficiales señalaron que la conductora habría sufrido fractura en la pierna izquierdo y posiblemente también fractura de fémur.
Familiares de los involucrados llegaron al lugar del accidente para interiorizarse de lo sucedido. Al cierre de esta edición, la conductora era intervenida quirúrgicamente de las heridas sufridas.
El Chevrolet Sonic terminó destruido debido al fuerte impacto que sufrió, mientras la camioneta mostraba abolladuras solamente en el frente.

Compartir