Compartir

El conflicto en la empresa de despacho de encomiendas se desató el viernes tras el despido «con justa causa» -según Vía Cargo- de dos trabajadores que reportan al gremio de camioneros. Desde esa fecha, cerca de 22 empleados de la firma bloquean el ingreso a las instalaciones según informó ayer Fernando Iglesias, director de la firma.
Vía Cargo mantiene las tareas interrumpidas desde hace 72 horas. «Estamos con amenazas de no poder tomar disposición de nuestro de nuestro local, eso es lo que vivimos desde el viernes», relató ayer el director en diálogo con Radio del Mar, señalando que llevan seis años de conflictos constantes y la situación es «inmanejable en la ciudad»

«Desde el viernes a las 14 no podemos ingresar al local bajo amenaza de incendio de unidades, del local, y de roturas de vidrios» expuso, indicando que no han tenido ningún contacto formal con el gremio. «No sabemos qué es lo que están solicitando, pensamos que puede ser la reincorporación, pero es una estimación porque no hemos tenido ninguna comunicación oficial» planteó, señalado que la carga que dejaron los clientes permanece también retenida dentro del local.

Si bien el conflicto se desató el viernes, el casó tomo notoriedad pública a raíz de la solicitada publicada ayer por la empresa, en la que fundamentó que su servicio se encuentra interrumpido desde hace días y por el que acusa que «el único responsable es la delegación del Sindicato de Camioneros» que con su «intransigencia y falta de sentido común produjo que se llegara a esta situación», indicando que tal delegación siempre mostró una actitud «persecutoria y de gran hostilidad» para con la empresa.

De acuerdo a Vía Cargo, la decisión de discontinuar las operaciones en la ciudad se basa en el mal vínculo con la delegación local del gremio, que «periódicamente presenta reclamos improcedentes, innumerables ceses de actividades fundadas en cuestiones o planteos infantiles atadas a los estados de ánimo de los delegados de turno, permisos gremiales a todos los empleados para concurrir a actos o conformar fuerzas de choque ante otra empresa con problemas gremiales con los fines de provocar caos, intimidación y miedo a los empleados y clientes».
En la solicitada de ayer, también agregan que el índice de ausentismo es muy alto y que en muchas ocasiones se han visto obligados a impedir el ingreso de algún trabajador por presentarse en malas condiciones «observando excesos de diversas índoles».

«NI SIQUIERA TIENE UN GERENTE»

Desde Camioneros, su secretario general, Jorge Taboada, dijo que «hay que ver cuáles son los verdaderos motivos de esa solicitada» adjudicándole intencionalidad política directa al indicar que «me parece muy sospechoso que salgan con este tipo de solicitada a 20 días de las elecciones».

Dijo además que habían pedido explicaciones a la empresa, pero que «nadie nos las dio».
El referente indicó que el viernes se había impedido el ingreso de dos trabajadores que se habían presentado a cumplir con su jornada y la falta de respuestas detonó la medida de fuerza que llevan a cabo en la empresa, a la que cuestionó señalando que «pretenden manejarse a 2.000 kilómetros de Comodoro. ¿Cómo pueden hablar de las condiciones de los trabajadores si ni siquiera tienen un gerente? Todos los meses tenemos problemas porque se atrasan con los pagos, no entregan los elementos de seguridad ni la ropa, el galpón que tienen es inseguro», aseguró.

Finalmente, Taboada indicó que todas las empresas tienen procedimientos legales para tomar medidas cuando un trabajador no llega en las condiciones apropiadas, y que el gremio efectuará denuncias ante las autoridades laborales correspondientes.

Compartir