Compartir

La presencia de la comisión directiva y del cuerpo de delegados en los cruces de las rutas 3 con la 39 y la 26 fue adoptada ayer, pero tiene que ser avalada por un plenario que hoy al mediodía el gremio realizará en su sede, donde se escuchará un nuevo informe de situación por parte de Jorge Avila, y en el cual también se decidirán otras acciones para esperar «con firmeza» la respuesta que el gobierno nacional debe dar antes del miércoles.
«Si quieren la Patagonia Rebelde, la van a tener», dijo ayer el referente petrolero y diputado provincial Carlos Gómez, del Frente para la Victoria, quien detalló que la baja de equipos resuelta por Tecpetrol alcanza a un perforador, dos de pulling, un perforador de DLS, y uno de pulling de SP.
En diálogo con Radio Del Mar, Gómez señaló que esta decisión de Tecpetrol no hace más que «violentar la conciliación obligatoria y por otro lado libera a las partes porque acá directamente se genera la situación de conflicto en función de la defensa de los puestos de trabajo».
Además, confirmó que desde el lunes «se comenzará a volantear por los accesos de rutas de nuestra ciudad, Sarmiento, Rada Tilly y el flanco norte de Santa Cruz, con los gremios convencionales y jerárquicos», definición que será hoy avalada en el plenario de delegados que se realizará a las 12 en la sede sindical.

FIRME POSTURA
El gremio también convocó para el jueves 21, un día después a la finalización del plazo fijado para mantener la «paz social», a una asamblea general en la que se resolverá el plan de lucha que llevará adelante el sector ante la «inacción del gobierno nacional que hoy privilegia las inversiones en Vaca Muerta y no responde al planteo que se hizo desde el gobierno de Chubut».
El diputado reiteró que el gremio, el gobierno provincial y la intendencia de Comodoro Rivadavia «agotarán todas las instancias de diálogo y negociación» y remarcó que «de ninguna manera vamos a entrar en el juego de ninguna operadora», porque «vamos a seguir actuando con firmeza e inteligencia», aunque dejó en claro, luego de responsabilizar al gobierno de Macri y a Tecpetrol, que «si quieren una nueva Patagonia Rebelde, la van a tener».

Compartir