Compartir

La Cámara de Diputados aprobó en general el proyecto de ley que permite el acuerdo con los fondos buitre. Con 165 votos a favor y 86 en contra, la derogación de las leyes Cerrojo y Pago Soberano y la toma de deuda para pagarle en efectivo a NML, Aurelius y Olifant pasa al Senado, donde podría empezare a debatirsre este mismo jueves.

La iniciativa de la Casa Rosada tuvo el apoyo del interbloque Cambiemos, el Frente Renovador, el Bloque Justicialista, el GEN de Margarita Stolbizer, el Partido Socialista y algunos partidos provinciales, como el Frente Cívico de Santiago del Estero. La sesión duró casi 21 horas.

El proyecto tuvo el rechazo mayoritario del Frente para la Victoria. Libres del Sur y la izquierda habían manifestado que no acompañarían. Hubo 5 abstenciones.

El proyecto de ley de «normalización de deuda», como lo llamó el Gobierno nacional, establece derogar las trabas legislativas para que el Tesoro le realice a los fondos buitre una oferta mejor que la de los canjes 2005 y 2010 y autoriza emitir deuda para pagarle al contado los 12 mil millones de dólares de deuda en poder de los holdouts, entre los litigantes de Nueva York y aquellos que simplemente no aceptaron la oferta de los gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner.

Ahora, la iniciativa pasa al Senado, donde el Frente para la Victoria cuenta con una amplia mayoría, de 39 integrantes. Pasa a ser clave ahora el rol que jugará el jefe de la bancada, Miguel Ángel Pichetto, con quien el Gobierno deberá negociar para lograr la sanción definitiva.

Compartir