Compartir

El secretario general de la CONADU Histórica, Luis Tiscornia, calificó de «insuficiente» el anuncio del presidente Mauricio Macri sobre la ampliación de $500 millones en el presupuesto universitario para que las casas de estudio nacionales puedan hacer frente a los «costos de funcionamiento».

«No creo que esta partida resuelve el problema, pero incluso si resolviera la emergencia de pagar la tarifa de luz, es insuficiente. Tengamos en cuenta que el contexto es un 25 % de inflación que sufrimos desde diciembre, que carcome los salarios y el presupuesto de las universidades», señaló en diálogo con ámbito.com.

«El anuncio de los $500 millones es una puesta en escena, si un país discute pagar la luz de las universidades públicas está comprometiendo su futuro y el de su educación», agregó.

«Es muy complicado, el aumento de los servicios fue brutal, en un marco de atraso de las partidas y suspensión de convenios», dijo.

«Si el tema es el presupuesto, el 90 por ciento está constituido por los salarios, y las paritarias fueron un fracaso. La propuesta del incremento salarial es inaceptable, es una reducción salarial», detalló a este medio.

Tiscornia también cuestionó el llamado de Macri a los rectores universitarios para que «asuman un fuerte compromiso de reducir el consumo de energía» para acompañar al Gobierno «en la lucha contra el cambio climático». «Eso es muy complicado, en algunas hasta funcionan hospitales», explicó.

El anuncio del Gobierno tuvo lugar luego de la reunión que el mandatario nacional, junto al ministro de Educación, Esteban Bullrich, llevó a cabo con rectores de universidades nacionales, que habían adelantado su preocupación por no podían cubrir sus gastos de funcionamiento, tras el incremento de los servicios públicos.

La UBA aprobó la semana pasada un presupuesto provisorio hasta agosto en el que no figuran la actualización de los gastos de funcionamiento del presupuesto 2015. Muchos decanos aseguraron entonces que «viven al día».

A la vez, la secretaria adjunta de la CONADU, el gremio que nuclea a los docentes universitarios, aseguró que la negociación salarial con el gobierno nacional «está en estado ‘crítico'».

En declaraciones formuladas a Radio Provincia, Verónica Bethencourt, representante de ese gremio docente, dijo que «la posibilidad de nuevas medidas de fuerza va a depender de cómo el Ministerio se presente en la negociación que tendremos el lunes».

«Por ahora la situación es crítica, desde diciembre reclamamos reapertura de la paritaria y todavía no hubo una oferta seria, sino que más bien parecen una provocación para los docentes universitarios», enfatizó y agregó que «¿A quién se le ocurre que el trabajador puede aceptar el 15% de aumento de mayo a diciembre con los índices de inflación que se registran».

Bethencourt afirmó que «la propuesta que haga el gobierno tiene que contemplar meses para atrás y la inflación anual. También debe considerar algunos adicionales que nos costó mucho conseguir como la jerarquización de la docencia, además del incremento de los montos de adicionales por título».

Consideró que «los docentes cumplimos 48 horas de paro con altísimo acatamiento en todas las universidades del país, con clases públicas y mucha actividad. Esperamos una propuesta seria para ver cómo sigue nuestro plan de acción».

La semana pasada, la Federación Universitaria de Buenos Aires (FUBA) se concentró frente al Rectorado, en el centro porteño, para rechazar el presupuesto de la UBA que se sometía a votación ya que presentaba «un cero por ciento de aumento en gastos de funcionamiento».

Compartir