Compartir

Así lo afirmó el intendente Carlos Linares, quien encabezó el lanzamiento oficial del Sistema Único de Boleto Electrónico en Comodoro Rivadavia. Durante su discurso, el jefe comunal pidió disculpas por la demora a la población y expresó que “con esto cumplimos un sueño que teníamos hace mucho tiempo y que, sin dudas, va a mejorar la calidad de vida de los comodorenses”.

En un acto desarrollado en instalaciones del Ceptur, este jueves en horas del mediodía, el intendente Carlos Linares junto al viceintendente Juan Pablo Luque y miembros del gabinete municipal, presidió la presentación formal de la implementación de la Tarjeta SUBE, que permitirá “tener un control preciso por parte del Estado”, aseguró.

Durante el lanzamiento del nuevo sistema electrónico, estuvo acompañando el gobernador de la provincia, Mario Das Neves, junto a funcionarios de su comitiva; autoridades de la empresa Patagonia Argentina, referentes de los Centros de Jubilados de la ciudad; instituciones educativas; el diputado provincial, David González; concejales y vecinos en general.

En ese contexto, el jefe de la ciudad manifestó su agradecimiento hacia “todas las personas que han luchado por esto que nos va a permitir una mejora en la calidad de vida de la población, puntualmente en la vida de los jubilados y estudiantes. Esto será un antes y un después para ellos», sostuvo.

“También –continuó-, quiero agradecer especialmente a mi amigo Randazzo –ex ministro del Interior y Transporte de la Nación-, que fue con quién empecé junto al Tano Di Piero –Néstor, ex intendente-, a trabajar fuertemente para que esto sea hoy una realidad. Lo dije siempre y lo vuelvo a decir, nosotros desde el Municipio, siempre priorizamos el bienestar de la gente”.

Del mismo modo, el intendente pidió disculpas a la comunidad por las demoras en la implementación de la SUBE, indicando que “nos llevó dos años traer este sistema a la ciudad y posteriormente aplicarlo. Ahora, hay que enseñarle a nuestra gente cómo se debe usar porque la carga es totalmente personalizada y es mucho más práctico”.
En esa línea, se refirió a los beneficios que traerá en materia de controles, afirmando que “nos abre un montón de expectativas porque más allá de optimizar el servicio de Transporte Público, también permitirá conocer con precisión las frecuencias horarias, los gastos en combustibles y, sobre todo, hacia dónde van nuestros subsidios que se pagan nada más, ni nada menos, con la plata del pueblo».

Compartir