Compartir

El secretario de Seguridad, Antonio Zúñiga, detalló que el procedimiento se desarrolló en una vivienda ubicada sobre la calle Código 887 del barrio Moure. Junto a la Secretaría de Seguridad participó la Dirección de Habitaciones Comerciales de la Municipalidad.

«En el lugar se pudo apreciar una importante cantidad de materiales de construcción como ladrillos, bolsones de arena, pedregullo y otros elementos para esa tarea, que efectivamente se vendían sin factura y sin la documentación pertinente que cada cliente debe tener en una transacción comercial», manifestó el funcionario.

Zúñiga subrayó que el lugar no contaba con la habilitación comercial correspondiente, ni con las condiciones de seguridad requeridas como botiquín, matafuegos o carnet sanitario por lo que se decomisó el material de manera provisoria.

Las personas que se encontraban en el lugar fueron notificadas y recibieron una copia de la intervención donde se detalló la mercadería decomisada. Además, se les explicó que el lunes deberán presentarse ante al juez de Faltas, Daniel Simonuvic, para regularizar su situación.

El secretario subrayó la importancia de las denuncias realizadas por la comunidad ya que «es muy positivo que la gente colabore en este tipo de situaciones irregulares que se detectan a menudo en Comodoro».

Compartir