Compartir

El ministro Coordinador dijo que el intendente de Comodoro Rivadavia “operó en contra” del acuerdo con los magistrados en la Legislatura y calificó su actitud como “vergonzosa”.

El ministro Coordinador de Gabinete, Alberto Gilardino, manifestó este martes que “Linares viene a Rawson a boicotear la Provincia en vez de gestionar por su ciudad” y que “operó en contra” del acuerdo con los Magistrados.

Sostuvo que “una clara evidencia de eso fue verlo hoy en la Legislatura Provincial reunido con los diputados del Frente para la Victoria, y después en la tribuna arengando”.

El ministro calificó de “vergonzosa” la actitud que tuvo Linares.

Afirmó que “causó indignación que el intendente de Comodoro Rivadavia operara en contra del acuerdo con Magistrados, favoreciendo así el embargo de las cuentas del Estado a favor de jueces y abogados y en contra de los intereses del pueblo de Chubut”.

Además Gilardino sostuvo que “Linares se dedique a gestionar y trabajar por su ciudad, que bastante mal la tiene, en vez de andar conspirando en Legislatura como lo hizo hoy”.

En ese marco aseveró el ministro que “desde que asumí el cargo fui cinco veces a Comodoro Rivadavia a efectuar gestiones para intentar solucionarle los problemas a los vecinos, y el intendente Linares viene a Rawson a boicotear la Provincia en vez de gestionar por su ciudad”.

Fita actuó para la tribuna

Por su parte el secretario de Trabajo, Marcial Paz, criticó fuertemente al diputado del FPV, Gustavo Fita, indicando que “tuvo una actitud débil y actuó para la tribuna”.

Al respecto indicó que “a esta altura del año y con el tiempo transcurrido, el diputado Fita con muy poca solidez parlamentaria, se conjuga en una situación de demagogia político sindical, no hay otra cosa porque no tuvo una participación de defensa de su posición, simplemente tuvo una actitud bastante débil y con muy poca seriedad”.

“Actuó para la tribuna que lo alentaba muy demagógicamente”, afirmó el secretario de Trabajo.

También manifestó que “es indudable la incoherencia política por parte de los 13 diputados del FPV y la falta de respeto a la institucionalidad”.

“Hoy se ha demostrado una actitud corporativa por parte de los legisladores, porque tuvieron una actitud negativa y nefasta”, agregó.

Compartir