La UNESCO reconoció al Parque Nacional Los Alerces como patrimonio de toda la humanidad

Compartir

La distinción se basa en que el Parque alberga un bosque milenario con valor universal excepcional, por ser el alerce la segunda especie viviente más longeva del planeta, y en la particular belleza natural del entorno.
De esta manera, el organismo incorpora al sistema de áreas protegidas nacionales un nuevo Sitio Patrimonio que jerarquiza los niveles de conservación de la biodiversidad y promueve una mayor visitación en función de la trascendencia mundial de esta distinción. Previamente fueron incorporados el Parque Nacional Los Glaciares, en 1981; el Parque Nacional Iguazú, en 1984, y el Parque Nacional Talampaya, en el año 2000.

Otra característica distintiva del Parque Nacional Los Alerces radica en que es una pieza clave fundamental para conservar los ecosistemas boscosos de la porción más austral y oriental de los Bosques Templados Valdivianos, una ecorregión considerada por los científicos como prioritaria y sobresaliente para la conservación a escala mundial.

La propuesta aprobada comprende 188.379 hectáreas del Parque Nacional Los Alerces, de las cuales más de 7.000 protegen Bosques Milenarios de Alerces, con ejemplares que alcanzan 2.600 años de existencia.

Asimismo, el área protegida alberga otras especies amenazadas, como es el caso del huemul, en un entorno de imponentes montañas con hielos y nieves eternas que conmueven los sentidos y manifiestan una majestuosa naturaleza.
El parque

Compartir