Gils Carbó: «Si me destituyen por decreto, me voy a quedar en mi despacho porque es un acto inválido»

Compartir
Gils Carbo en el ciclo Conversaciones, por Hugo Alconada Mon Foto: Sebastian Rodeiro

La procuradora general, Alejandra Gils Carbó, aseguró que en caso de que el presidente Mauricio Macri la destituya por decreto se quedará trabajando en su oficina porque sería un acto inválido. «No lo puedo aceptar, es inconstitucional», aseguró.

En el mismo sentido contestó la jefa de los fiscales cuando le consultaron sobre la posibilidad de ser citada a indagatoria en una causa judicial que investiga la sospechosa compra de un edificio en la calle Perón, donde hoy funciona la Procuración General de la Nación.

«La única manera de destituir a la procuradora es con las mayorías parlamentarias. No sería la primera vez que me citen a una indagatoria. No puedo desatender el rol que me impone la Constitución ante las presiones que se ejercen sobre la Justicia y ante el anuncio de que quieren poner a alguien de confianza del Gobierno», aseguró Gils Carbó en diálogo con Reynaldo Sietecase en radio Con Vos.

En las últimas semanas empezó a circular el rumor de que la máxima autoridad del Ministerio Público fiscal podría ser destituida por decisión del jefe de Estado. También hay una versión que asegura que podría ser llamada a declaración a indagatoria por el juez federal Julián Ercolini.

Gils Carbó atribuyó ambos trascendidos a la «presión» que ejerce el Poder Ejecutivo Nacional para que abandone su oficina. Rechazó, además, los dichos del ministro de Justicia, Germán Garavano, quien aseguró que le había pedido la renuncia en una reunión privada. «No es cierto, es parte de lo que se está creando para que el falso rumor pase a ser noticia», analizó.

Compartir