El miércoles deja de regir la circulación por DNI en Comodoro y Rada Tilly

Compartir

El próximo miércoles entrará en vigencia un nuevo decreto provincial con respecto a las normas a seguir en relación con el Coronavirus que hasta ahora provocó 279 muertes en Chubut y 20648 casos positivos, 8681 de ellos en Comodoro y Rada Tilly.

La decisión del Gobierno nacional de que los departamentos chubutenses de Escalante y Biedma (Puerto Madryn) dejen el Aislamiento Social Preventivo Obligatorio (ASPO) para pasar al Distanciamiento Social Preventivo Obligatorio (DISPO) implicará para Comodoro y alrededores un solo cambio: ya no será necesario que coincida el último número del DNI con el día par o impar para circular, lo cual no implica dejar de tener las precauciones de rigor y salir al exterior solo si es necesario. El virus sigue contagiando.

“Por ahora solo el departamento Rawson sigue en aislamiento”, dijo este lunes a la mañana el ministro de Salud de Chubut, Fabián Puratich, en referencia a las ciudades más complicadas. Además de la ciudad capital, allí están Trelew, Gaiman y Dolavon, entre otras.

“En la práctica no hay grandes cambios, sino en fortalecer cuidados individuales ya que cada vez hay menos restricción. La circulación por DNI cae, pero no se habilitan reuniones sociales. Si se sale a la calle, hay que tener los cuidados para evitar otro rebrote”, aclaró el ministro.

Puratich dijo en LaCienPuntoUno que “los encuentros sociales y la distención en ámbitos laborales siguen siendo los lugares de mayor contagio, de acuerdo al relato que hacen quienes contraen el virus. Veo las estadísticas y siguen apareciendo casos relacionados con lo mismo. Es preocupante”.

Recordó que hay tres parámetros que hicieron posible pasar de ASPO a DISPO: la capacidad de camas en hospitales y clínicas (aunque este fin de semana hubo aumento de demanda en la zona de Comodoro-Rada Tilly); el aumento del periodo de duplicación de casos, donde se superó los 30 días y el índice “ro”, donde “estamos en 0,8 en comodoro. Eso permite cambiar la norma”.

Con respecto a lo que vio por segundo fin de semana consecutivo en playas y plazas de la región, el ministro de Salud recordó que “el problema no es salir, si no en cuidarse cuando uno sale”, resaltando que “lo que uno ve es que no se respeta ni una norma; ni distanciamiento; ni el uso del cubre boca y hasta se comparten utensilios. Eso complica la situación. Todos tenemos que cumplir mínimas normas y particularmente vemos que en playas y plazas no se cumple”.

Finalmente, dijo que “estamos esperando la vacuna ansiosamente. Estos dos convenios nos aseguran una gran provisión y hay que tener una importante logística. Ya tuvimos tres reuniones para organizarnos con el fin de que el impacto sea fuerte. Tenemos como base a las 105 mil personas que se vacunaron con la antigripal”.

Compartir