Compartir

Carlos Alberto Rodríguez (66) fue sorprendido por un individuo que con violencia lo redujo para luego robarle. El hecho ocurrió en la tarde de este viernes en un domicilio de calle Álvaro Barros al 100, en el barrio Paso Nuevo de KM 3. Los vecinos reclaman seguridad.

“Me mostró el revólver, me empujó adentro de la casa con un culatazo en la cabeza, también me pegó luego con una plancha, me precintó los dedos y me ató contra la cama, fue terrorífico”, relató el hombre.
El delincuente, al verlo en la vereda, primero le habló ofreciéndose para hacer tareas de jardinería o pintura, pero luego mostró sus verdaderas intenciones.

El ladrón se alzó con dinero en efectivo, el teléfono celular de la víctima y tarjetas de crédito.

El caso es investigado por policías de la Comisaría Distrito Mosconi y la Brigada de Investigaciones.

Los vecinos del sector están indignados por la situación ya que la semana anterior otros dos vecinos ancianos y residentes a sólo dos cuadras del lugar padecieron un hecho similar, informó Crónica.

A PLENA LUZ

Mientras esperaba la ambulancia, Carlos contó al diario: “Serían las cuatro menos cinco más o menos cuando salí a despedir a mis sobrinos que se volvían a Caleta Olivia, me disponía a regresar nuevamente adentro para ponerme las zapatillas y salir a pagar mi tarjeta cuando apareció este tipo ofreciéndose para hacer tareas de jardinería, limpieza o pintura. No le presté mucha atención pero enseguida sacó un revólver y me empujó golpeándome mucho”.
Carlos recibió golpes y el delincuente lo ató de pies y manos a su cama con precintos para llevarse, entre otras cosas, unos 6.000 pesos, el teléfono celular y las tarjetas de crédito de la víctima.

Compartir